Facebook

jueves, 6 de octubre de 2016

Sandra Palo


Por Sandra Palo

Rafael García Fernández "Rafita" tenia 700 denuncias (si, 700) de los vecinos de Alcorcón (Madrid) por tener aterrorizado a todo su barrio y por incontables delitos (quemar y robar coches, disparar a la gente con una escopeta de perdigones en la que resultaron heridas 2 personas, robos de carteras, amenazar con matar y violar, etc)
Sandra Palo (22 años, deficiente psíquica), fue secuestrada hace 4 años a punta de navaja por Rafael García Fernández "Rafita" y otros 3 chicos, la violaron repetidas veces entre los 4 individuos, la hicieron todo tipo de torturas, la atropellaron 15 veces con un coche, la apuñalaron muchas veces, la rociaron con gasolina y la prendieron fuego cuando estaba todavía viva.

Todo eso mientras la indefensa chica les suplicaba que no la mataran.

Sandra Palo murió con unos dolores absolutamente insoportables. Después de los horribles hechos Rafael García Fernández fue amenazando a la gente que le caía mal de "darles matarile y quemarlos vivos como había hecho con Sandra Palo".
Al ser menor de edad en el momento del horrible y salvaje asesinato, el juez solo le impuso la ridícula pena de 4 años de internamiento en un centro de menores, del que salió hace meses.
Dicen que en el centro de menores tenia aterrorizadas a las educadoras pues las decía que iba a violarlas y quemarlas vivas.
Ahora es mayor de edad y está disfrutando de su libertad.
Según un compañero suyo en el centro de menores, el asesino a dicho que "si le gusta una chica, se acostara con ella, tanto si la chica quiere como si no quiere"

Dado que no sabemos en qué parte de España está el violador y asesino, todas las personas estamos en peligro (especialmente las niñas y adolescentes).
Hasta ahora no se había tenido imágenes de él, pues era menor y nuestras maravillosas leyes protegen al delincuente y no a la victima.
Ahora, con 18 años y después de pasar, 4 años en un centro de menores, jugando a la Play y haciendo talleres de carpintería, está en la calle, haciendo su vida, a pesar de los informes de los psicólogos quienes han señalado que no se ha reinsertado, ni arrepentido y que las posibilidades de reincidencia son numerosísimas.
La madre de la víctima defiende su derecho a que la imagen se pueda ver….. si la ley no lo hace lo haremos nosotros!!!!! Por eso, es importante que hagamos una cadena en Internet para que todo el mundo sepa cómo es la cara de este "angelito" y estar prevenido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario