Facebook

miércoles, 5 de octubre de 2016

Catalina Erauso


Catalina Erauso (La Monja Alferez)

Nació en San Sebastián (España) en el seno de una de las mejores familias vascas. 
A los cuatro años su padre la recluyó en el convento de San Sebastián el Antiguo, donde una tía era la priora, de donde escapó a los quince, tras ser víctima de un abuso sexual por parte de otra monja mayor que ella. 
Recorrió gran parte de España vestida de hombre y haciéndose llamar Alonso Díaz Ramírez de Guzmán o Francisco de Noyola, hasta embarcar con rumbo a las Américas. Allí fue soldado y debido a su valor fue ascendida a alférez, empleo del que nacería su sobrenombre. 
Mató en duelos y reyertas a muchos hombres, entre ellos a un hermano suyo, cuando finalmente fue detenida en el Perú tras una de sus peleas y le amenazaba el ajusticiamiento, pidió el amparo del obispo y le explicó que era mujer y que había escapado de un convento. 
Recibió del rey Felipe IV una pensión como premio a su valor. 
Viajó a Italia y obtuvo permiso del papa Urbano VIII para llevar siempre ropas de hombre. 
Viaja a México, donde instaló un negocio de arriería y vivió como hombre hasta su muerte.

2 comentarios:

  1. Estimado Antonio: mira que me gusta el San Sebastián del cine y no cine. Pero de esta historia no sabía nada hasta que ahora que la he leído.
    -
    Las tuvo que pasar putas sin ser puta.
    -
    Felicidades amigo,
    -
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Eloy, ya ves, de todo hay en la viña del señor, pero la verdad, es que si que lo tuvo que pasar mal, aunque alguna vez se reiria de los momentos en los que le tocaria convivir con los hombres. Saludos Eloy amigo y que pases un buen dia.

    ResponderEliminar